Blogia
ZUMO de internet=www.zumo.tk

Historieta de un pueblo y de una calle repollesca.

Historieta de un pueblo y de una calle repollesca. Erasé una vez un pueblo en la que algunos de sus habitantes pedían favores en una calle, esa calle era misteriosa (no era la calle del ayuntamiento, ni del banco, ni de la caja de ahorros, ni de los asuntos sociales de la comunidad autónoma,...). Era todo mágico: si se te concedía entonces debías pagar a los gestores de la calle (unos hombres vestidos de ropa rara y negra), si no se te concedía pues sería cosa de algo desconocido, la ley de la creación, la mano divina, y llegaba la resignación. Si te gusta esta historia pues métete en ella. Yo paso.
JJ.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Pirado IV -

Sin duda es uno de los pasatiempos más raritos que se pueden tener. Como curiosidad... conozco el "Callejón de la oreja", que espero que nadie me explique el por qué de su nombre.

Saludotes,
Pirado IV estuvo akí ;)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres